Inicio / NORTE ARGENTINO / La Rioja: Una madre sufre un calvario todos los meses, para que APOS asista a su hija con diabetes

La Rioja: Una madre sufre un calvario todos los meses, para que APOS asista a su hija con diabetes

Carolina Gómez es madre de una nena de 12 años, que tiene diabetes tipo 1. Necesita de sensores para una bomba y todos los meses debe que peregrinar en la obra social. “Se pone en juego la salud, para ellos, mi hija es solo un número”.

Carolina Gómez es la madre de una nena de 12 años que es diabética tipo 1 y denunció que todos los meses debe peregrinar para que la obra social estatal APOS, le brinde la asistencia que corresponde.

Así lo denunció a Multiplataforma Fénix, donde entre llantos, describió su situación y anunció que denunciará a la administradora, Claudia Ortiz, por abandono de paciente.

La mujer contó que su hija utiliza una bomba de insulina que es única en la provincia, pero que la obra social no le otorga los insumos para su funcionamiento.

“El expediente lo presentamos en los primeros días de agosto, y me ponen como excusas los asuetos y la pandemia, pero la enfermedad de mi hija no tiene en cuenta todo eso”, relató.

Carolina narró que la bomba funciona con cinco sensores que van en el brazo, que le escanean el cuerpo y le envian una orden a la bomba, donde le indica si hay algún parámetro que corregir. Los sensores se cambian cada seis días y tienen un costo de 12 mil pesos, pero no se comercializan y solo se obtienen mediante la obra social.

“Se pone en juego la salud. Es como tener un auto de alta gama, pero la llave la tienen ellos”, comparó y remarcó que “están jugando con la salud de una niña de doce años”.

“No tengo porqué estar peleando por algo que es una obligación de la obra social”, manifestó la compungida mujer, quien explicó que con la bomba se pincha una sola vez cada tres días, mientras que con el sistema viejo, tiene que pincharse cuatro veces por día.

“Mi hija para ellos es solo un número. ¿Dónde está el gobernador que no me soluciona estas cosas?”, preguntó entre llantos, al tiempo que anunció que “voy a radicar la segunda denuncia contra la administradora, por abandono”.

La mujer aseguró que “como padres, pusimos todo. Hemos aprendido de esta enfermedad, nos hemos capacitado. Primero fue una alegría, porque en febrero fue la primera paciente que se le colocaba la bomba en pandemia. Pero hoy es un calvario que vivimos todos los meses”, acentuó.

Carolina dió a conocer que la enfermedad se descubrió hace dos años y que una vez en terapia intensiva. “Nuesta meta como padres, es que no vuelva nunca más ahí”, señaló.

Además contó que la pequeña sufre el “sindrome del amanacer del alba”, que es común en algunos pacientes con diabetes, donde su glucemia se dispara a 300 o 250. “Tenemos que corregirlo con lo que los técnicos de Córdoba nos enseñaron”, explicó y añadió que con su marido, se turnan durante todas las noches, para controlar la salud de la pequeña.

“Mi hija era muy sana hasta el 2018, no tenemos antecedentes de diabetes”, refirió e insistió que “es durismo cuando nos pregunta cómo es el sabor de un chocolate o un chupetín”. “Hay un montón de cosas con las que lidiamos todo el día”, resumió.

Compruebe también

Dipromesi, una ayuda para las personas sin obra social

La Dirección Provincial de Medicina Social Integral (Dipromesi), que depende del Ministerio de Salud de …

La Rioja: Este fin de semana hubo más detenidos que durante la Chaya

Según el informe oficial, hubo 110 detenidos contravencionales, además de 8 detenidos penales y 23 …

Dejanos tu comentario